Ana Zita Pérez. Mujeres protectoras de nuestros océanos.

Ana Zita Pérez, una mujer de Bahía Solano, municipio del departamento de Chocó, costa Norte del Océano Pacífico. Desde  que era pequeña tuvo una gran relación con el mar, durante su infancia lo apreció desde la puerta de su casa, era como “su parque de juegos”. Al crecer, su colegio le empezó a enseñar sobre tecnología pesquera y temas relacionados, esto incrementó su amor por los océanos y su territorio.

Muchas veces tuvo la oportunidad de irse de Bahía Solano, pero el amor por su ecosistema marino y su comunidad la aferraron a este lugar. Con el tiempo, Ana Zita empezó a ver el interés de su comunidad hacia el cuidado del medio ambiente y esto la motivó actuar por conservar los recursos naturales. La manera como ella decidió aportar, fue organizando y educando la comunidad con la pesca artesanal responsable.

Uno de sus grandes éxitos personales ha sido apoyar la creación de la ZEPA, Zona Exclusiva de Pesca Artesanal oficializada en 2013. Una zona exclusiva creada para que los pescadores locales pudieran trabajar libres de la pesca industrial y así preservar los recursos del mar y la tradición de la pesca artesanal. Sin barcos, sin mallas y sin contaminación, promoviendo la línea de mano y espinel. Ana Zita fue de las personas que luchó para que la ZEPA se hiciera realidad en Bahía Solano, demostrando cómo la unión y la organización de una comunidad puede conservar su territorio, promoviendo la seguridad alimentaria y la esperanza de seguir contado con un ecosistema sano.

Afortunadamente, Ana Zita afirma que la pesca artesanal en el municipio es un tema que todos conocen. La comunidad realiza actividades pesqueras dentro de las normas establecidas para conservar los recursos y se ve reflejado en el cambio de vida de sus habitantes. 

“Me siento excelente” es la opinión de Ana Zita al pertenecer al equipo de EcoGourmet. Ya que este ayuda a su comunidad, al ecosistema marino y a concientizar a todos de que debemos preservar para un mañana, para nuestros hijos, para nuestros nietos y para todos. Aunque aún existan grandes retos, se siente feliz de lo que han logrado y con una gran esperanza de continuar generando un cambio positivo en su territorio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Leave A Comment